Seleccionar página

Si tuvieras un deseo, ¿qué pedirías? ¿Riqueza sin límite? ¿Paz mundial? Bueno, eso no te lo podemos conceder, pero lo que si te ofrecemos también es bastante increíble – la habilidad de bajar de peso mientras duermes. Esto suena a que es un sueño y si lo es, literalmente. Todo lo que tienes que hacer es tomarte el jugo que te vamos a describir todas las noches antes de irte a la cama.

Claro que para perder más peso vas a tener que hacer ejercicio y poner atención a tu dieta, así que no te saldrás con la tuya tan fácilmente. Pero esta bebida casi mágica incrementará tu metabolismo y quemará grasa, específicamente esa latosa grasa acumulada en el abdomen. Revisaremos cada uno de los ingredientes por separado y hablaremos de cómo funciona cada uno, luego harás la receta.

Agua

Tomar más agua es lo primero que debes hacer para bajar de peso. No solo te ayuda a sentirte satisfecho con menos comida, hay estudios que demuestran que el agua incrementa la cantidad de calorías que quemas por lo menos por una hora después de beberla.

Un estudio hecho a niños con sobrepeso demostró un incremento del 25% en el desgaste de energía en reposo (calorías quemadas mientras no haces nada) después de tomar agua fría. En un estudio hecho a mujeres con sobrepeso, mostro que incrementar el consumo de agua a más de un litro por día dio como resultado una pérdida de 4.4 libras (1.99 kg) más en el transcurso de un año.

Limón

Algunas personas juran que al tomar agua de limón pierden peso, pero no es tanto la bebida la que hace la diferencia sino el remplazar algo  que contiene mucha azúcar, como el refresco, café muy endulzado o jugo. Sin embargo; el limón es un diurético natural, lo que significa que reduce la inflamación.

Los limones como todas las frutas cítricas también contienen mucha vitamina C, que ayuda a quemar grasa a nivel celular. La vitamina C es uno de los requisitos para el proceso de transportación y movilización de los ácidos grasos dentro de las células para ser usados como energía.

Pepino

Los pepinos contienen agua y fibra, dos cosas que son críticas para bajar de peso. También son bajos en calorías, así que no le agregan muchas calorías a tu ingesta diaria. Una taza de pepino solo tiene 16 calorías. Apenas y cuentan. Los estudios demuestran que al ingerir alimentos que contienen mucha agua, pero pocas calorías ayudan significativamente a bajar de peso.

También se piensa que el pepino incrementa tu metabolismo, o la velocidad en que tu cuerpo quema calorías. Al igual que el limón contiene una cantidad razonable de vitamina C y sirve como un diurético natural.

Jengibre

El jengibre es una raíz con sabor que ayuda a controlar el apetito regulando el azúcar en la sangre y el colesterol sérico. Los subidones y bajones en estas cantidades muchas veces se dan por comer de más o por el consumo excesivo de golosinas. El jengibre también puede anular la hormona que engorda por estrés llamada cortisol y darte un aumento de energía. No es suficiente mantenerte despierto, pero el consumo de jengibre hará que te levantes fresco y listo para todo.